domingo, 23 de abril de 2017

Las recién llegados: cosmética natural de The Skin Lab.







Supongo que muchos de vosotros compartiréis conmigo el gusto por probar productos nuevos, cosmética diferente y marcas sorprendentes, por eso al terminar mi exfoliante facial me dirigí a la web de The Skin Lab, ya sabéis que es una de mis tiendas de cosmética natural favoritas, sin gastos de envío siempre y con un gusto por la selección de marcas y productos exquisito, para hacer un pedido. Y ésto es todo lo que se vino conmigo, quedaos a leer porque ¡son cosas muy chulas!

El primer producto que puse en la cesta fue la manteca de karité Pure de Ekovista. Una manteca de karité completamente distinta de cualquiera que haya probado antes. Es 100% orgánica, pura, sin refinar y sin nigún tipo de conservante. Os digo que es distinta de cualquier otra manteca que haya probado antes, porque la mayoría de estas tienen una textura como de cera, que hay que trabajar antes de aplicar. No es así con la manteca de Ekovista, se deshace y extiende perfectamente y tiene una textura como de "mermelada" que se funde en seguida con la piel.

Además, esta manteca de karité proviene del comercio justo en Uganda, ayudando así a la implantación de los árboles que producen el karité y a la reforestación del país. Me gusta especialmente su tarro de vidrio oscuro, que hace que la luz no pervierta las propiedades de sus componentes.

Es rica en Omega-4, Vitaminas A, E, F y K, SPF natural 10 y además de sus propiedades hidratantes, nutritivas e inflamatorias, es perfecto para pieles con eczemas o muy secas. Yo lo aplico en las zonas más secas del cuerpo tras la ducha y se lo aplico a Carmen cada vez que va a tener un brote de eczema en la piel. Me costó 15,95€ el tarro de 100ml ¡y dura muchísimo!

Mascarilla de Orgaid y manteca de Karité de Ekovista.


Otra de las cosas que me han encantado de este pedido ha sido la mascarilla en tissue de Orgaid. Ya la probé en otra ocasión y me pareció una pasada, así que otra vez que se ha venido conmigo. Orgaid tiene el certificado USDA americano que verifica la seguridad y origen natural de sus ingredientes, y no tiene ningún tipo de conservantes, ni parabenos, ni phtalatos, ni alcoholes, ni perfume... Una gozada.

La mascarilla está fabricada con tejido "ecoderma", muy suave y agradable al uso y contiene aloe vera, Vitamina B3, agra de hamamelis, gliverina, fermentos lácticos y ácido hialurónico. Perfecta para hidratar y rellenar la piel, tras su uso noto la piel más suave y luminosa. Sorprende la gran cantidad de producto que empapa la mascarilla, sin embargo se absorbe fácilmente y es definitivamente una de mis mascarillas favoritas.

Otro ganador del pedido ha sido el aceite limpiador y desmaquillador de Blue Labelle. Hace años no utilizaba ningún aceite para nada en ninguna de mis rutinas corporales y hoy son para mí imprescindibles. El último que se ha ganado mi corazón ha sido este limpiador y desmaquillador que contiene de nuevo ingredientes 100% orgánicos.


Textura del aceite desmaquillador de BlueLabelle.

Sus ingredientes son una mezcla de aceite almendras, aceite de ricino, aceite de jojoba y aceite de aguacate. Además contiene extracto de manzanilla y de amaranto. Es un aceite amarillento que tiene un ligero olor a plantas, pero que desaparece en seguida, aplico un par de gotas en toda la cara, lo trabajo bien y lo retiro con una muselina humedecida en agua templada. Retira perfectamente el maquillaje de cara y ojos, y a continuación aplico el segundo paso en mi rutina de limpieza, dependiendo del día o de cómo note mi piel puede ser un limpiador al agua, un bálsamo, etc.

Es más que un desmaquillador, es un tratamiento de limpieza que además nutre la piel y la deja suave y sin sensación de tirantez, me está encantado, pero ojo si tenéis al piel muy sensible o reactiva, contiene extracto de geranio.

Exfoliante facial de Green Love con la cucharilla que le acompaña.


El principal motivo de mi pedido fue el exfoliante facial, había terminado todos los que tenía en casa y el elegido fue Golden Exfoliation de Green Love. Green love es una marca sueca de cosmética ecológica y vegana cuyos productos se elaboran con extractos de ingredientes obtenidos mediante primera extracción en frío, orgánicos y obtenidos mediante comercio justo. 

Además, todos sus productos se presentan en tarros de cristal Miron, un cristal que protege estos ingredientes de la luz y del calor, evitando el deterioro y la oxidación de los principios activos en cada fórmula.

El exfoliante contiene una mezcla de ingredientes increíbles como el ágave, humectante natural, la arcilla volcánica Rhassoul, perfecta para eliminar impurezas y limpiar por proceso físico sin contener tensioactivos, papaína, encima proveniente de la papaya con propiedades cicatrizantes, polvo de fresa, que es un potente astringente y aporta vitamina C, aloe vera, aceite de girasol, etc. Por supuesto no contiene parabenos, phtalatos, siliconas ni derivados del petróleo.


Textura del exfoliante de Blue Labelle.

Con todos estos ingredientes, imaginaos las ganas que tenía de probarlo, y la experiencia ha sido curiosa, veréis, este exfoliante se aplica sobre la piel humedecida, tomamos una pequeña cantidad con la cucharita que viene con el tarro, frotamos un poco sobre la mano y aplicamos en la cara. El caso es que al aplicarla se forman una pequeñas bolitas que quedan repartidas por la piel, pero que de ninguna manera "rascan", por lo que no tenía yo muy claro que fuera a ver algún resultado al retirarlo. Tiene una textura densa y untuosa y un olor dulce muy agradable.

Se deja actuar un par de minutos sobre la piel húmeda para que actúen todos sus componentes, y a continuación se retira con agua templada, y el resultado es excelente. Las enzimas de su fórmula dejan la piel con un aspecto más liso e igualado, y los humectantes hacen que la sensación de cara limpia pero hidratada sea increíble. Definitivamente un exfoliante muy recomendable.

Como os comentaba al principio, me encanta probar marcas y productos nuevos y compartirlos con vosotros, decidme si los que os he enseñado hoy no han llamado vuestra atención, porque realmente son todos productos asombrosos, estoy muy contenta con mi compra. Pronto os enseño más. :)

¿Conocíais estas marcas de cosmética natural? ¿uáles son vuestras favoritas?




martes, 11 de abril de 2017

Limpiadora Amanda de Bara Cosmetics.





Cada vez somos más las apasionadas de la cosmética que vivimos las rutinas faciales como momentos de relax y desconexión y hacemos de estas rutinas auténticos rituales cosméticos. Si el tiempo y los miles de quehaceres diarios nos lo permiten, claro. Pero es cierto que cada vez prestamos más atención a nuestro cuidado facial y buscamos productos que aparte de ser efectivos en nuestra piel, sean agradables al uso.

Es por eso que "Amanda" de Bara cosmetics se ha convertido en una de mis limpiadoras favoritas. Veréis, la limpiadora en sí es un pasta compuesta por ingredientes 100% naturales entre los que destaca el kaolín (un tipo de arcilla), la  leche de avena, almendra molida, agua de rosas, absoluto de vainilla y aceite esencial de lavanda. 



Me encantan los INCI como el de "Amanda", simples y cortos.

Es una pasta de la que hay que tomar una pequeña porción, del tamaño de un garbanzo y emulsionar con unas gotas de agua, y cuando quede como una pasta un poco lechosa, se aplica sobre la piel de la cara previamente humedecida y la trabajamos sobre la piel con movimientos circulares. Como las partículas que la componen no se disuelven completamente, tiene una acción ligeramente exfoliante, lo que hace que la piel quede con una sensación de limpieza muy agradable y la almendra y la leche de avena dejan una apariencia de piel visiblemente hidratada y aterciopelada.



La limpiadora emulsionada adquiere un color lechoso y textura granulada.


Se retira con agua, preferiblemente templada, y yo la utilizo como segundo paso de limpieza por la noche, o como limpieza única por la mañana y es realmente suave con la piel, no resulta nada agresiva y está indicada para todo tipo de pieles, incluso las más sensibles.

Me gusta especialmente el olor que tiene a almendra dulce y lavanda, resulta muy relajante, y el ritual de su aplicación, como os decía al principio de la entrada resulta una delicia para los sentidos, me encanta utilizarla. 

Como todos los productos de BARA, se elabora artesanalmente en España, ya os he hablado en ocasiones anteriores de esta marca, en entradas como ESTA o ESTA, y ya sabéis que hasta ahora todo lo que he comprado me ha encantado, y Amanda se ha colocado como uno de mis productos favoritos de esta marca, de verdad que tenéis que probarla, os va a encantar.

El tarro contiene 100grs y cuesta 7,95€, dura en perfecto estado 6 meses y lo podéis comprar en su tienda en Madrid o en su página web, que es a donde yo suelo acudir para realizar mis pedidos.

¿Cuál es vuestra limpiadora favorita del momento? ¿Me recomendáis alguna?



viernes, 31 de marzo de 2017

Kiehl's. Mascarilla de caléndula y aloe vera.






Una de las líneas más famosas de la marca de cosmética neoyorquina Kiehl's es su línea de caléndula. Su tónico tiene muchísimos fans a lo largo y ancho del mundo desde que fuera formulada allá por los años 60 y su limpiadora de caléndula se encuentra entre los favoritos de millones de compradoras, entre las que me encuentro yo, sin duda.

Pues bien, a todos estos productos han añadido uno más, y es su último lanzamiento: la mascarilla hidratante y suavizante de caléndula y aloe vera que hoy os enseño en esta entrada y sobre la que tengo algunas sorpresas que os contaré al final de la entrada de hoy.

Esta nueva mascarilla está especialmente formulada para poder ser usada en todo tipo de pieles, incluidas las sensibles, ya que tiene propiedades calmantes e hidratantes, y es perfecta para combatir los efectos del estrés y de la falta de sueño en nuestra piel, cosa que la mayoría de nosotras sufrimos a diario.


Textura en gel de la nueva mascarilla de caléndula y aloe vera de Kiehl's.


Lo primero que llama la atención cuando la abrimos es su textura en gel y su vibrante color anaranjado, y más tarde destaca su olor que a mí me recuerda a los ositos de gominola, una delicia. Yo lo aplico un par de veces por semana con al piel limpia y seca, la dejo actuar unos 5-10 minutos, y después la retiro con agua templada. Al ser una mascarilla tan fresca y ser su tiempo de reposo en la piel tan corto, me parece ideal para aplicarla como un paso más en nuestra rutina de cuidado facial.

¿Qué le aporta a mi piel? Al retirarla noto la piel más fresca y luminosa, suave y con más luz, es ideal para esos días en que noto la piel estresada y con poca luz, apagada. Esto es posible gracias a una estupenda formulación del producto, entre sus ingredientes destacan los pétalos y el extracto de caléndula, que tienen propiedades calmantes y suavizantes, y el extracto de aloe vera, que
 posee propiedades hidratantes y ayuda a elevar el contenido en agua de la piel. 





Además contiene glicerina, conocida por su capacidad humectante y aceites esenciales de limón y naranja dulce que le aportan un agradable perfume cítrico y dulce y aceite esencial de manzanilla conocida por su eficacia en pieles sensibles. No contiene parabenos, aceites minerales ni siliconas, y como conservante contiene phenoxyetanol.

Una mascarilla destinada a ser otro de los favoritos de muchas de nosotras, es rápida y efectiva, perfecta para nuestro ritmo de vida habitual y un complemento ideal a nuestra rutina de belleza semanal.

Estará disponible sólo en web durante un mes y de manera exclusiva, y como os comentaba al principio de la entrada, desde Kiehl's quieren ofreceros una oferta estupenda por ser lectoras del blog. Si incluís el código  KIEHLSCOMPULSION  recibiréis 1 muestra deluxe de la mascarilla de caléndula y envío gratis con cualquier pedido que hagáis a la web de Kiehl's.

¿Qué os ha parecido la mascarilla? ¿Cuál es vuestro producto Kiehl's favorito?


domingo, 26 de marzo de 2017

Esdor. Suero inteligente Vid Perfection.



Ya os he contado en numerosas ocasiones lo mucho que me gusta y que admiro a la firma de cosmética natural española Esdor. Es una marca que tiene su casa aquí en mi tierra, en Valladolid, y que nació como un proyecto innovador de la bodega Matarromera, y su filosofía es la de crear productos cosméticos naturales de alta calidad utilizando como ingrediente principal la uva.

Como ya os he contado en numerosas ocasiones, AQUÍ, AQUÍ... todo lo que he probado hasta ahora de Esdor me ha encantado, por eso tenía muchas ganas de daros mi opinión sobre el último lanzamiento de la marca, su Suero Sos inteligente, dentro de su línea Vid Perfection.




El SOS Inteligente es un suero reparador de recuperación intensiva de la piel, que actúa tanto en las capas superficiales de la piel como en las más profundas, aportando hidratación, anti-oxidantes y reparación.

Contiene dos tipos de ácido hialurónico que actúan en diferentes niveles: El Hialuronato sódico tiene un tamaño molecular grande y permanece en las capas superficiales de la piel evitando así la pérdida de hidratación. El ácido hialurónico de muy bajo peso molecular penetra en capas más profundas de la piel aportando elasticidad e hidratación.

Funciona también como antioxidante, con dos ingredientes como el Eminol, un extracto polifenólico de la uva que ayuda a neutralizar los radicales libres, y el agua de uva, que contiene vitamina C, potasio y polisacáridos, por lo que es un gran humectante y tonificante de la piel aoarte de reducir la sensibilidad cutánea.

Además de estos ingredientes, destacan en su composición otros como los péptidos bioactivos que concentran su actuación en los fibroplastos de la dermis, mejorando así las fibras que dan soporte a las células de la piel, o las células madre de uva tinta, que protegen frente al daño celular y el estrés ambiental.





Como todos los productos ESDOR, en su composición hay un alto porcentaje de ingredientes de origen natural, en este caso un 87%, y no contiene ningún tipo de parabenos, siliconas o derivados del petróleo. Se presenta en un tarro de vidrio opaco, lo cual es ideal para que el producto conserve todas su propiedas hasta el final, y viene con pipeta para facilitar su aplicación.

En cuanto al producto en sí, tiene una textura sorprendente, no es una crema ni un serum al uso, sino que es una textura un poco más líquida que una crema, pero se parece más a un gel que a un serum. Una de las cosas que más me gustan de este producto es su olor frutal tan fresco y agradable, pero que no perdura y desaparece al absorberse en la piel.

Lo aplico un par de veces por semana, en mi rutina de noche, o cuando noto que mi piel necesita un extra de hidratación, que últimamente y con este tiempo son bastantes días. Lo aplico presionando sobre la piel de rostro, cuello y escote y a continuación masajeo a toquecitos, para que se absorba más fácilmente. Una vez hecho ésto, dejo unos minutos para que mi piel lo termine de absorber y en ocasiones aplico mi crema de noche sobre él. Como os comento, depende mucho del estado de mi piel y de si noto que necesita algún complemento extra.

Indicada para todo tipo de piel, en mi opinión es ideal si tenéis piel normal a seca, o si sufrís algún episodio de deshidratación, como es mi caso, que a pesar de tener piel mixta, durante el invierno mi piel necesita un plus de hidratación. Me parece que le voy a dar mucho uso además este verano, tras las exposiciones al sol (que en mi caso son contadas), pero en esos momentos también noto la piel sensibilizada y estoy segura de que me aportará reparación como hasta ahora.

Este producto y los demás de Esdor los podéis encontrar en farmacias, parafarmacia de El Corte Inglés o en su WEB.

¿Habéis probado productos de Esdor? ¿Cuál es vuestro favorito?






Design by Winter Studio © 2015.